Inteligencia Real Aplicada


Inteligencia Real Aplicada y Posesiones Materiales

Posted in ARTÍCULOS IRA por inteligenciarealaplicada en 21 noviembre 2010
Tags: , , , ,

¿Por qué tendemos siempre a tener más y más, y mejor y mejor de forma casi insaciable en nuestras vidas? ¿Es algo nuevo de la sociedad consumista? o más bien es algo desde que el hombre existe, o desde que los primates nuestros predecesores vinieron a este mundo, o más bien desde que aparecieron los mamíferos, o desde que…

Intentaremos explicar desde la óptica de la Inteligencia Real Aplicada que es algo que existe desde siempre, pero que en los últimos años se ha fomentado por nuestro actual tipo de vida, en el que todos queremos lo último de lo último y de lo bueno lo mejor sin darnos cuenta de lo que esto puede suponernos por muchos motivos.

Posesiones materiales

Queremos tener un chalet vallado, en la mejor zona, con cámaras, de 6 dormitorios, con cuatro cuartos de baño, un jardín de dos mil metros, con neveras llenas de comida, con bodega repleta, con cuatro maravillosos coches en la puerta; dos grandes y rápidos para viajar, un todo terreno para ir al campo y uno pequeño pero bonito y con prestigio para movernos bien por la ciudad,…

¿Quieren esto los leones? Pues parece que algo muy parecido, porque tienen con nosotros un programa genético similar al nuestro, lo cual hace que salvando las diferencias estemos más cerca de lo que ellos hacen, que lo que nosotros nos creemos. Ellos también quieren un gran territorio, seguro, que tenga buena caza y agua; más recursos, más terreno más garantías de supervivencia para uno y su prole, mejor vida para todos así las garantías de éxito se multiplican mucho.

Esto es desde al punto de vista genético, pero claro nuestra cultura está reforzando en exceso el tener y necesitar demasiadas cosas, demasiado buenas y a la última, sabiendo que esto además dura poco porque enseguida habrá algo mejor, con más pluses que dejará viejo lo que adquirimos enseguida, y claro para mantener esto al día necesitamos demasiados recursos y esto nos supone mucho esfuerzo constante para adquirirlos. Esto supone más horas de trabajo, y menos tiempo para disfrutar lo que ya teníamos, algo complicado, o renuncio a lo nuevo o tenemos menos tiempo para disfrutar lo que ya es nuestro. No hay decisión buena, o presión social negativa y tiempo, o posesiones novedosas a cambio de más horas de esfuerzo. Y no sólo dejamos de disfrutar lo que poseíamos, sino que además dejamos de disfrutar de nuestras relaciones personales; familia, pareja, amigos, que son sumamente importantes para nosotros en relación a nuestra felicidad, ya que tenemos que estar generando ingresos para las adquisiciones pendientes y no tenemos tiempo para otra cosa.

Luego evidentemente en algunas personas vendría a incrementar la determinación de los programas genético y cultural en este tema, cuando tienen una patología que les hace sin darse cuenta esclavos por miedo a no tener recursos en el futuro porque les fueran mal las cosas y siempre están acumulando, incrementado en cosas o en cifras económicas que son un sustituto de cualquier refuerzo, cuanto más acumulan más refuerzan la conducta errónea y más irán en la dirección incorrecta, hasta que casi sólo vivan para esto.

También están dentro del programa patológico, los que han de ser los que siempre destaquen por encima de los otros, los que tienen que estar continuamente por encima de los demás en casi todo lo que es puntuable; han de ser los admirados y envidiados, convirtiendo su vida sin darse cuenta en la búsqueda constante y obsesiva de este único refuerzo que les aliena y dirige su vida de forma irremediable.

Tanto en un caso como en el otro,  esta actuación determinista en gran medida por el guión patológico, se paga muy cara, tanto por el esfuerzo que han de realizar como por el sufrimiento que les produce nunca estar donde les gustaría, porque siempre es poco evidentemente, ya que están reforzando lo que es malo para ellos, así como por el aislamiento social y lúdico al que tienen que renunciar ya que no hay tiempo, así como por el esfuerzo físico y psicológico que han de realizar de forma sistematizada.

Pero, ¿dónde está el término medio? Es difícil de encontrar en esto como en todo.

Privarse de todo aquello que supone avances y confort en la calidad de vida sería un error ciertamente, pero vivir esclavizado porque hay que tener lo último de lo último de todo aquello que sale nuevo, sería de ser muy poco inteligentes. Por tanto habrá que hilar muy fino y echar cuentas de rentabilidad real a nivel vital, lo que compense ciertamente, sería importante acceder a ello cuando podamos para sentirnos mejor y nos ayudará a ser felices, pero todo lo que suponga estar agobiado porque los programas de nuestro cerebro nos empujan hacia un consumo para quitarnos la ansiedad y entrar en un círculo vicioso, la verdad es que es poco deseable ya que nos llevará a una infelicidad segura.

Fernando Huerta Moreno

Registro de la propiedad intelectual.

M-007148/2008. M-007235/2009. M-008020/2010. M-005632/2011.

Humane Centro de Psicología
Psicoterapia, Coaching y Cursos.

www.humane.es